Buscar información
Vínculos
Video del mes
Propiedades del té oolong o azul para adelgazar y la salud
Ver más videos sobre remedios naturales e infusiones medicinales en:

http://bit.ly/WfFCWN

Recibe actualizaciones

Escribe tu correo electrónico:

Delivered by FeedBurner

PostHeaderIcon Infusiones con artemisa para menstruación, vértigo y más

infusiones artemisaLa artemisa (Artemisia vulgaris) también se conoce como artemisa común o tabaco de marinero y moxa. Es un miembro perenne de la familia Compositae y un pariente cercano del ajenjo (Artemisia absinthium).

El nombre genérico de la artemisa deriva de la diosa griega de la luna, Artemis, patrona de las mujeres. Durante mucho tiempo, se ha considerado una planta aliada de las mujeres con acciones especialmente sobre la ovulación y la facilitación del tránsito a la menopausia.

La artemisa tiene una larga historia de tradición y uso popular. Se empezó a utilizar como aditivo aromatizante en la cerveza antes que el lúpulo (Humulus lupulus). Se considera una hierba mágica, con propiedades esenciales que protegen a los viajeros cansados frente al agotamiento.

La artemisa es una planta alta y robusta originaria de Europa, con tallos fuertes ligeramente peludos de un color púrpura. Las hojas, que pueden llegar a tener 10 cm, están profundamente divididas por numerosos segmentos en forma de lanza y pueden ser dentadas o enteras.

Se alinean alternativamente a lo largo del tallo y son de color verde oscuro en su parte superior y verde pálido en la inferior. La artemisa tiene un aroma penetrante cuando se cortan las hojas. A finales del verano, las pequeñas flores rojizas y amarillas florecen en el extremo de la planta. La artemisa puede alcanzar 2 m o más de altura.

 

Propiedades curativas

La hoja y el tallo de la artemisa se utilizan con fines medicinales. La artemisa actúa como tónico digestivo amargo, estimulante uterino, calmante nervioso, regulador menstrual y antirreumático. El aceite volátil contiene diversos componentes; por ejemplo, tujona, y la planta, hidroxicumarinas, flavonoides lipofílicos, vulgarina y triterpenos.

La artemisa actúa como un agente que aumenta la circulación sanguínea en el área pélvica y el útero y estimula la menstruación. Es un remedio útil para la menstruación dolorosa e irregular.

Puede utilizarse una compresa preparada con la planta para ayudar a favorecer el parto y la expulsión de la placenta. Una infusión suave de artemisa sirve de estimulante digestivo. Es útil en los casos de depresión leve y tensión nerviosa. Esta planta también puede estimular el apetito. Una infusión débil de artemisa tiene propiedades sedantes que pueden aliviar la intranquilidad y la ansiedad.

Su acción antiespasmódica puede eliminar los vómitos persistentes, y se ha utilizado en el tratamiento de la epilepsia.

La artemisa añadida al agua del baño es un tratamiento aromático y suavizante para aliviar dolores articulares y musculares En un ensayo clínico, se aplicaron hojas frescas de artemisa trituradas a la piel y se demostró que eran eficaces para eliminar las verrugas. En forma de infusión, la artemisa es útil para hacer desaparecer la infestación por gusanos. Sus hojas secas también actúan como yesca natural, útil para mantener un fuego sin llama. La planta seca también se ha fumado en forma de tabaco sin nicotina.

En medicina china, la artemisa, conocida como ai ye o hao shu, es altamente valorada como la planta utilizada en la moxibustión, un método de calentamiento específico de los puntos de acupuntura del cuerpo para tratar trastornos físicos.

La artemisa se recoge con cuidado, se seca y se almacena, para conformar luego con ella rollos parecidos a puros; esta «moxa» se hace arder cerca de la piel para calentar los puntos específicos. Esta forma se ha empleado para aliviar dolores reumáticos agravados por el frío y las circunstancias húmedas. La artemisa también se ha empleado en forma de conos de diverso tamaño que se colocan sobre la piel directamente o en el extremo de una planta o sal medicinal, donde se queman.

En Japón, algunos médicos sólo utilizan la moxa para el tratamiento. Un estudio reciente describió la eficacia del uso de la moxibustión para tratar las anomalías de la posición del bebé en el parto. Este estudio observó que el 75% de 130 fetos habían vuelto a su posición normal después del tratamiento con moxibustión de la madre. Se dice que la técnica estimula el punto de acupuntura conocido como V67, localizado cerca de la uña del quinto dedo del pie, lo cual favorece la circulación y el flujo de energía y aumenta los movimientos fetales.

La artemisa se recoge justo cuando la planta florece, antes de que los capullos estén completamente abiertos. Las hojas se retiran y se secan en bandejas con papel en una habitación iluminada y aireada, evitando el contacto directo con la luz del sol. Las flores se secan intactas y la hierba seca se almacena en recipientes claramente etiquetados, herméticamente cerrados y de cristal oscuro.

 

Infusiones medicinales con artemisa

Infusión con artemisa para bajar la menstruación Se colocan 30 g de hojas frescas de artemisa -menos si son secas-, en un recipiente de cristal calentado. Se añade medio litro de agua hirviendo sin cloro. La mezcla se cubre para evitar la pérdida de los aceites volátiles. Se deja descansar la infusión durante cinco o diez minutos. Es mejor una infusión suave. Se recomienda tomar unas dos tazas al día. Su utilización debe interrumpirse después de seis días.

Infusión con artemisa para vértigo: Mezclar, a partes iguales, cardo mariano y artemisa y extraer 1 cucharada y verter en una taza de agua que esté hirviendo.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y tomar cuando se sienta el malestar. Como preventivo, se puede tomar 2 veces al día.

Infusión con artemisa para la inapetencia: Mezclar 20 g de gentaura menor, 20 g de cascaras de naranja amarga y 10 g de artemisa y extraer 1 cucharada.   Verter en 1 taza de agua y hervir por 5 minutos.  Tapar y dejar refrescar.  Colar y tomar 1 taza 15 minutos antes de las comidas.

 

Otros remedios

Remedio con artemisa para eliminar verrugas  Aproximadamente, 120 g de la hierba fresca finamente cortada o seca en polvo se pueden combinar con medio litro de coñac, ginebra o vodka, en un recipiente de cristal. El alcohol debe ser suficiente para cubrir todas las partes de la planta, y debe haber una relación 50/50 entre el alcohol y el agua. La mezcla se conserva en un lugar oscuro durante unas dos semanas, agitándola varias veces al día. En ocasiones, se filtra y se almacena en una botella de cristal oscuro herméticamente cerrada.   Aplicar sobre la zona afectada varias veces al día.

 

Precauciones

Hay que evitar la artemisa durante el embarazo. La planta es un estimulante uterino. Las mujeres no deben tomarla durante la lactancia ya que el componente químico denominado tujona puede pasar al recién nacido a través de la leche de la madre. No hay que ingerir artemisa si existe inflamación uterina o infección pélvica.

Dosis elevadas de artemisa pueden causar lesión hepática, náuseas y convulsiones.

No se han descrito interacciones hasta el momento.

remedios caseros

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

loading...

 

Deja un comentario

Búscanos en Facebook
Búscanos también en:

Reduzca su colesterol
Reduzca su colesterol
Infusiones para:
Controla la hipertensión